En defensa del «Internet lento»

Me gustaría escribir más a menudo por aquí, pero de momento no va a poder ser. La razón es simple, tengo mi PC en el piso de arriba de casa, y ahora en verano ese piso es absolutamente impracticable, por lo que hasta que no acabe el verano y se refresquen las temperaturas, creo que únicamente voy a escribir por aquí desde el PC del curro.

Podría hacerlo desde el teléfono móvil, pero me niego, creo que le quita la gracia. Quiero que escribir en el meroblog tenga algo de ritual, y no hacerlo desde el móvil, en sitios extraños, con notificaciones yendo y viniendo y pudiendo ser interrumpido en cualquier momento.

Creo que lo que busco con todo esto es algo que ya no existe…el «internet lento». El sentarse frente al PC, leer o escribir sin prisa, saborear cada palabra, analizar cada frase, empatizar…en fin.

Internet hoy en día es todo lo contrario, siempre he pensado que las redes sociales lo jodieron todo. ¿Dónde está ese internet anárquico, libre, repleto de gente mentalmente activa y proactiva? Gente que se detiene a leer, a responder, a comprender… ¡lo echo tanto de menos!.

Te metes en cualquier red social y el exceso de información es agotador, pero es que no solo se reduce a las RRSS, en 2022 internet en general es una amalgama de videos virales, challenges, gente ofendida, empresas que quieren tu dinero y a golpe de pop up…de locos.

A principio de los 00’s, cuando yo descubrí internet, la sensación que tenía era la de pasear por un inmenso bosque, en en donde todo estaba ordenado, y delimitado. Si querías hablar de tú a tú con alguien te ibas a un chat, o al MSN. ¿Querías debatir?…pues a un foro. Si te apetecía informarte te ibas a la página de noticias, de cine, de videojuegos, de lo que fuese que quisieras.

«Pero Merovingio, hoy en día también puedes hacer eso, nadie te lo impide»

NO.

Hoy en día es como si ese inmenso bosque que antes estaba ordenado y perfectamente delimitado, estuviese incumpliendo el aforo con un exceso de x3, y además con un descuento especial para oligofrénicos. Las consecuencias de esto son dramáticas.

Ya no hay delimitación entre espacios, internet ahora es un lugar donde todos gritan queriendo ser oídos por encima de los demás. Sí, nadie me impide hacer en internet lo que hacía hace 15 o 20 años, pero tengo la sensación de que lo hago mientras me zarandean entre varios, alguien me grita al oído, y a otro se le derrama el litro de birra en mi brazo.

Por eso creo que he acabado aquí, en esta madriguera que es mi blog. Será mi pequeño espacio donde internet vuelve a ser por unos minutos como era antes.

Todo esto me lleva a lo que comentaré en la siguiente entrada…pero eso será otro día.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: